Padre de Ciro Castillo: “Rosario sale a la televisión para reírse”

Ciro Castillo Rojo también dijo que nadie la ha llamado “prostituta”. “Ella prácticamente se está autoinculpando”, indicó

Publicado en El Comercio el 29 de Mayo del 2012

El doctor Ciro Castillo Rojo, criticó a Rosario Ponce, la ex enamorada de su fallecido hijo, por haberse reído cuando hablaba de la muerte de este durante una entrevista televisiva el domingo.

“Lo que hay que ver es el objetivo por el que sale Rosario en la televisión. Sale para reírse, como lo ha hecho en otras oportunidades, como lo ha hecho cuando desfiló en una pasarela”, afirmó al programa “La Noche es Mía”.

El domingo, Rosario Ponce mostró una actitud desconcertante mientras hablaba de Ciro. “No tiene la culpa que me denuncien por asesinato. Él sufrió un accidente en la montaña, eso fue muy terrible y al final se cayó”, dijo mientras se reía, lo que despertó las críticas del doctor Castillo Rojo.

El padre de Ciro, también se refirió a las palabras de la joven, quien manifestó que “solo faltaba que la acusen de prostituta”. “Se le ha dicho que miente, que falta a la verdad, todo lo que el público le ha dicho, pero ahora ella misma está auto inculpando prácticamente, cuando afirma que se le dice prostituta o narcotraficante”, declaró.

Ponce López también responsabilizó a la familia de Ciro de lo que pueda ocurrirle a ella y su familia, luego de recibir varias amenazas durante la diligencia en Arequipa. “Ella pasa a victimizarse cuando ella ha provocado esa actitud”, indicó Castillo Rojo.

21 comentarios en “Padre de Ciro Castillo: “Rosario sale a la televisión para reírse”

  1. No fue el abogado Carpio quien habló primeramente de los mensajes de texto “calentones” desde Chiclayo.

    El 8 de Mayo, un día después del interrogatorio a Rosario, el diario Correo publicó “… la fiscal mencionó que según los resultados del registro de llamadas de su celular se comprobará que tenía señal hasta el 13 de abril, y que incluso había recibido mensajes “calentones” desde Chiclayo…”

    El 10 de Mayo en Ojo: “La Fiscalía trabaja en la identificación de la persona a quien corresponda el número telefónico, a fin de confirmar o descartar algún vínculo e incluirlo (a) en la investigación sobre la muerte de Ciro Castillo-Rojo.
    Son 10 a 12 mensajes “cariñosos” que obran en el celular de Ponce durante los últimos días de marzo y primeros de abril de 2011, fechas en que ya estaba perdida con Ciro en el Colca.
    Durante el interrogatorio de diez horas, la fiscal María del Rosario Lozada le mostró los mensajes y le preguntó:”¿Reconoces estos mensajes?, ¿de quién son?”, a lo que ella respondió: “No los reconozco. De repente son de Ciro”.
    Según Rosario, su celular lo usó Ciro durante el viaje al Colca, ya que el teléfono del joven fallecido se malogró en Cusco.
    Se supo que en los mensajes se leía: “Te espero a las …”, “Se me hizo tarde”, “Te llamé y no me contestaste”, “Te mando saludos”.
    El abogado de la familia Castillo-Rojo, Juan de Dios Medina, dijo que sería un valioso aporte que diga de quién son los mensajes porque los recibió en la época que enamoraba con Ciro.
    Para la defensa de Ponce en los mensajes “no se ha encontrado nada relevante”.”

    Y en Trome el 18 de Mayo: “Para las autoridades, es posible que Rosario haya mentido al decir que su amigo de Chiclayo -el supuesto emisor de los mensajes- tenía 65 años. Se supo que uno de los mensajes recibidos por la joven decía textualmente: “Te amo”. También “Te mando saludos” y “Te estuve llamando y no contestaste”.

    La prensa ha sido la que ha presentado esta información, supuestamente en base a filtraciones de la fiscalía, y no el abogado Carpio.

    • Victorio: No niegues lo evidente. Independientemente de que la prensa, gente de la Fiscalia o quizà el defensor del Dr. Castillo hayan hablado sobre los famosos mensajes “arriolones”, el hecho real e indiscutible es que fue el Dr. Carpio quien “confirmò” que efectivamente esos mensajes existieron (no necesariamente reconociò las fechas) y tambièn dijo èl mismo que el presunto autor era “un admirador de 65 años de edad”. Esas declaraciones estàn grabadas y son innegables. Y Rosario ha desmentido a su abogado, porque dijo que eso no es cierto. Y hoy ha trascendido en la prensa que el Dr. Carpio a su vez desmiente a Rosario afirmando que lo de los mensajes y lo de presunto vejete arriolòn se lo contò ella. Quièn es el que miente? DE un modo u otro el Dr. Carpio, por temas de ètica y de dignidad personal debe renunciar a seguir defendiendo a Rosario. Que el patrocinado deje en ridiculo a su propio abogado defensor y en pùblico todavia, dice mucho sobre la desesperaciòn que en estos momentos debe estar pasando Rosario Ponce ante el avance de la verdad. Esa entrevista del domingo ha sido un boomerang para Rosario. Creyendo “defenderse” y contraatacar con lo que ella considera “su” verdad, ha terminado como palo de gallinero. Hubiera sido mejor que alguien la aconseje, porque su situacion ha empeorado.

      Una reflexiòn final: Si Ciro no llevò celular al Colca, còmo asi pudo enviar esos mensajes que Rosario dice pertenecerian a èl? Ademàs no somos ignorantes. Si Rosario dice que Ciro usò un celular de ella en el Colca, entonces seria que de un celular de Rosario se enviò esos mensajes a otro celular de Rosario? Creo que, de acuerdo a los trascendidos los mensajes provienen de un celular que no pertenecia a Rosario. Y el Dr. Carpio se reafirma y desmiente a su patrocinada. Dijo, segùn la prensa que “tal vez Rosario no se acuerda…”. Y esto fue hace menos de un mes.

      No lo olvides Victorio: La prensa presentò la informaciòn (sobre los mensajes arriolones) , supuestamente en base a las filtraciones desde la fiscalia (ahora te parecen mal las filtraciones y no el 9 de marzo?) pero todos hemos visto y oido que el Dr. Carpio lo confirmò. Y habrà que ver las declaraciones donde dicen que el Dr. se reafirma en lo dicho y desmiente a su patrocinada.

      • El comentario que puse anteriormente está un poco fuera de lugar, pero se explica:

        Copié el artículo de “El Comercio”, en ese artículo hay un video, y en ese video se afirma que fue el Dr. Carpio quien dijo que los mensajes cariñosos vinieron de un sexagenario; así que puse el comentario aclarando el video, pero esa afirmación (de que Carpio fue el que originó todo) no estaba en la nota de “El Comercio” y por ende tampoco en esta nota copiada de allí.

        Aclarando, eso, me reafirmo que no fue Carpio quien habló de los mensajes cariñosos, sino que ante la pregunta de reporteros, o ante la publicación de esa noticia en algún medio, el trató de explicarlo.

        Ahora hay otra nota donde Carpio indica que fue la misma Rosario la que afirmó EN LA DILIGENCIA que los mensajes cariñosos venían de un sexagenario, sin embargo hay otras filtraciones donde Rosario dijo que probablemente eran para Ciro, porque Ciro usaba uno de sus celulares, cuando estaba en el Colca.

        En la entrevista en TV, Rosario ha dicho que si los mensajes eran ANTERIORES AL COLCA, probablemente fueron de Ciro.

        De manera, Miguel, que tu comentario “…Si Ciro no llevò celular al Colca, còmo asi pudo enviar esos mensajes que Rosario dice pertenecerian a èl? Ademàs no somos ignorantes… “, está fuera de lugar.

        • Victorio: Debes recordar que lo que se cuestiona es que Rosario haya recibido mensajes cuando, se supone, estaba “incomunicada” en el Colca (es decir del 5 de Abril en adelante). Los mensajes anteriores que pudiera haber recibido, no tienen relaciòn alguna con lo que se investiga. Y, siempre segùn los trascendidos, la Fiscal habria presentado a Rosario una relaciòn de mensajes recibidos por ella, precisamente en momentos que, de acuerdo a sus propias declaraciones, su celular no tenia bateria. Por tanto, si ella los atribuyò supuestamente a Ciro, entonces la pregunta lògica y “dentro de lugar” seria: Con què celular, si Ciro no llevò celular al Colca?. A Rosario no le han preguntado, que se sepa, cuàntos mensajes recibiò antes de ir al Colca. Seria una pèrdida de tiempo.

          En cuanto a lo del abogado Carpio, me reafirmo. Seguro no fue èl quien puso en el tapete el tema del supuesto anciano arriolòn que seria el autor de los susodichos mensajes. Es màs, quien los mencionò desde un inicio fue la prensa, supuestamente por filtraciones del abogado Medina o de la propia fiscalia. Y cuando le consultaron al Dr. Carpio, èste confirmò que se trataba de “un admirador de 65 años”. Eso es innegable. Rosario lo negò y dejò como mentiroso o mitòmano a su abogado. Y este a su vez, segùn los trascendidos en la prensa, ha refutado a su defendida diciendo que: “Ella fue quien le contò eso (lo del “admirador”) y quizà no se acuerde”. Es innegable. E indisfrazable. Definitivamente Rosario o su abogado han mentido.

        • Sobre quien miente, ¿Rosario o Carpio?, algún día se sabrá la verdad, de acuerdo al nuevo Código Procesal Penal, las diligencias se mantienen en secreto o reserva por algún tiempo, pero luego tienen que hacerse públicas. Carpio no le ha dicho mentirosa a Rosario, a preferido el “tal vez no se acuerde”, sin embargo, también es posible que sea Carpio quien tal vez no recuerde que Rosario se refería a otra cosa cuando habló del sexagenario en el interrogatorio, y no precisamente a quien le envió los mensajes de texto.

        • Que Rosario haya recibido o hecho, mensajes y/o llamadas, luego del 5 de Abril; y/o que la Fiscal le haya enrostrado eso, son conjeturas a partir de filtraciones.

          Hay que considerar que:

          En los listados provistos por las empresas de Telefonía en Mayo 2011, no aparecían esas llamadas o mensajes.

          La Dra. Lozada puede haber malinterpretado los listados de llamadas, sin que eso sea un demérito de su función de justicia.

        • “…sin embargo hay otras filtraciones donde Rosario dijo que probablemente eran para Ciro, porque Ciro usaba uno de sus celulares, cuando estaba en el Colca.”
          Como siempre Victorio, disimuladamente tratando de hacer quedar mal a Ciro, que ni siquiera está vivo para poder defenderse.

        • “Hay que considerar que:

          En los listados provistos por las empresas de Telefonía en Mayo 2011, no aparecían esas llamadas o mensajes.

          La Dra. Lozada puede haber malinterpretado los listados de llamadas, sin que eso sea un demérito de su función de justicia.”

          Realmente increíbles tus apreciaciones.

        • 1. En los listados provistos por las empresas de Telefonía en Mayo 2011, no aparecían esas llamadas o mensajes.

          No es increíble, se hizo el levantamiento del secreto de las comunicaciones en Mayo 2011 a pedido de la misma Rosario, y esos listados fueron hechos públicos, están en https://elcrimenperfecto.wordpress.com/2012/02/05/llamadas/

          2. La Dra. Lozada puede haber malinterpretado los listados de llamadas, sin que eso sea un demérito de su función de justicia.”

          Esto lo discutimos hace una semana con Miguel, mi punto es que es probable que haya llamadas “NO LOGRADAS”, es decir llamadas hechas por terceros al celular de Rosario, pero como éste estaba apagado y sin batería, no fueron recibidos, esas llamadas pueden aparecer en los listados, pero es probable que la Dra. Lozada no sepa identificar una llamada lograda de una no lograda; lo mismo para los mensajes de texto, es posible que hayan mensajes enviados a Rosario, pero que ella no recibió.

  2. La imputada no es inimputable. Una cosa es una risa fuera de lugar, y otra cosa un trastorno psiquiátrico que obnubile su mente. Es curioso que la risa se haya dado justo cuando hable de “la caída” de Ciro y no durante otras partes de la entrevista. Esto más refleja que miente al respecto, pero que a la vez en su interior el no decir la verdad le causa frustración, angustia, que la disimula riéndose.

    Para Rosario, no le es fácil ocultar la verdad de lo que ocurrió con Ciro, pero lo hace porque existen “razones de peso mayores”. Rosario, dí la verdad, no hay nada mejor que tener la conciencia en paz con Dios y con los hombres.

  3. Victorio, victorio, no pretendas tapar el sol con un dedo. Rosario Ponce ha manifestado, segùn la prensa, que “sobreviviò”, entre otras cosas porque ·”es joven y bien alimentada”. No creo que ella reconozca tener “mala memoria inmediata” ya que eso implicaria que su buena alimentaciòn (innegable, a juzgar por la figura de ella que vimos el ùltimo domingo) alcanza al cuerpo pero no al cerebro. El tema del supuesto viejo arriolòn que seria el autor de los negados mensajes, es algo “fresco”. Tiene solo como 3 semanas de vigente. Y Rosario no ha dicho que su abogado “tal vez no se acuerde”. Ha dicho que “lo que dijo (o sea del tipo de 65 años, presunto “admirador” de ella) solamente lo hizo para intentar “defenderla” ante las noticias filtradas. Y el Dr. Carpio segùn la prensa (no he podido “aùn” escuchar sus declaraciones habria dicho que “tal vez Rosario no se acuerde que fue ella quien le contò eso”. En cristiano, Rosario dio a entender que su abogado a 1,000 km de distancia no estaria “tan al tanto” de la realidad y que pese a que es su abogado, lo desautoriza en ese tema. Por tanto, lo ha desmentido. Y desmentir, significa decir que el otro mintiò. Asi de simple. Querer “dorar la pildora” o decir que no se dijo lo que dicen que dijo es un simple y desesperado ejerciciò de confusiòn, de negaciòn de lo innegable o defensa de lo indefendible. Està claro que Rosario, “metiò las cuatro” en esa entrevista y ya no podrà salir de ese hoyo. En cuanto a los mensajes, presuntamente enrrostrados por la fiscal a Rosario, conociendo lo paciente que ha sido la Dra. Lozada en su trabajo, es bien dudoso que no se haya dado el trabajo de consultar a los especialistas en el tema antes de lanzar esa “bomba” a la cara de la imputada. Habrà que esperar, pero sigue siendo evidente que algunas coartadas se desmoronan. Y sigo pensando que un abogado, por màs misio o escaso de clientes que estè, debe poner por delante su ètica profesional y dignidad personal y renunciar a defender a quien lo ridiculizò en pùblico.

    Y sobre los famosos “listados de llamadas y/o mensajes” a los cuales aludes con frecuencia, que se recuerde, no fueron pedidos por la Dra. Lozada sino por un fiscal anterior. Es muy posible que la Fiscal actual, haya “ahondado” en el asunto y hallado algunas “sorpresas”. Quizà no se conformò con lo que tuvo al inicio o quizà, si es cierto que esos listados fueron “facilitados” por el entorno de Rosario (o sea se “allanaron” al levantamiento del secreto de las comunicaciones) es muy posible que esa informaciòn proporcionada el año pasado haya estado “incompleta”. Y repito: Dificil que la fiscal se arriesgue a perder la ecuanimidad en este caso presentando una evidencia mal analizada o falsa.

    • Miguel, debes borrar la palabra “malentendido” de tu diccionario, porque para tí no hay probabilidad de que eso suceda.

      Ya expliqué la probabilidad de que eso sea un malentendido; tú prefieres calificarla de mentira, está bien; recuerda que hiciste muchos mensajes especulativos sobre la inasistencia de Rosario, y patinaste; y ayer mismo sobre la falsificación del certificado por parte de Rosario, la cual “CONFIRMASTE” por el hecho de que yo no le dí mayor probabilidad, debido al SIMPLE y LÓGICO hecho de que habiendo un certificado médico firmado por un Dr. ¿para qué hacer uno falso?.

      Y ¿porqué ya no mencionan los acusadores a Baraybar?, pues porque se gastó mucha bala en gallinazo. ¿Y Sergio Pérez?.

      Los malentendidos existen; no es lógico que Rosario niegue algo que ha afirmado en la diligencia.

      Me inclino por esto, que copio de mi comentario anterior: “… sin embargo, también es posible que sea Carpio quien tal vez no recuerde que Rosario se refería a otra cosa cuando habló del sexagenario en el interrogatorio, y no precisamente a quien le envió los mensajes de texto.”

      • Tranquilo Victorio. Mi “especulaciòn” sobre la probable inasistencia de Rosario a la ùltima citaciòn (que debiò ser antes, por cierto) simplemente se dio en base a una conducta previa de ella. Me alegro que haya asistido, porque al parecer, ya no podria interponer pretexto alguno para no hacerlo. No es ninguna “patinada” y si lo fuera, preferiria que asi lo sea, pero que mejor que haya declarado, para que las investigaciones avancen siquiera “un poquito”. La verdad, los “malentendidos” existen, pero bien dificil aplicarlos para este caso, a juzgar tambièn por la habitual conducta que tienen algunos de sus protagonistas.

        Ayer no “confirmè” nada. Simplemente he dicho que, dado tu comentario sobre el famoso certificado, asumo que la “falsedad” de la que se habla, existe. Y sobre el documento de marras en cuestiòn, nadie se chupa el dedo. Es cierto que Rosario presentò en formato de computadora un scaneado del dichoso certificado. Que NO NECESARIAMENTE es el que la PNP en su presunta denuncia atribuye como falso. Y es cierto que los certificados mèdicos CERTIFICAN una enfermedad. Pero tienen una “vigencia” Victorio. Vigencia. No puedes estar enfermo “siempre”. Y los descansos mèdicos tambien tienen una vigencia. Por tanto ese pudo ser un certificado anterior, por lo mismo. Quizà para la fecha en que debiò asistir Rosario, ese documento ya no tenia validez legal. Asi de simple. Y por eso podrian haber “fabricado” otro. O tal vez en ese momento no hallaron al especialista para que lo rubrique. Suele suceder. No està para mi en discusiòn, la existencia o no de la enfermedad de Rosario. En mi opiniòn no se puede concluir nada en funciòn a un pasacalle. Solo espero que el documento que denuncia la PNP como falso, tenga sustento. O de lo contrario, su defensa deberà tomar las medidas respectivas. Dificil que se hayan arriesgado a otra “patinada” porque la PNP no saliò tan “bien parada” en este asunto.

        En cuanto a Baraybar para què mencionarlo otra vez? Ni yo sè lo que ha declarado. Ni tù tampoco, espero, si realmente no tienes vinculaciòn con el entorno de la imputada. Para mi sigue siendo sospechosa su actuaciòn y si se atreviò a declarar luego de 4 meses, por algo fue. Como dijo Alan (està de màs repetir eso, porque en este caso es un chiste aludir a su famosa frase). Lo mismo para Sergio Dagoberto, de quien me parece màs que patinar, “le patina”. Lo considero casi inimputable.

        Pero no olvides que, justo respecto a algunos interrogados (como lo fueron Baraybar y Sergio Pèrez) el Dr. Castillo ya dijo algo el dia de ayer (no se refiriò exactamente a ellos): Algunos presuntos implicados YA HABRIAN CONTADO LO QUE SABEN. Si lo dijo por primera vez el padre del muerto, algo ya debe conocer al respecto.

        • Sobre lo del certificado, parece que no escuchaste la declaración del Dr. Ciro ayer Lunes, cuando el conductor le menciona que Rosario mostró el Domingo en el reportaje un certificado, y el Dr. aclaró que la acusación no era por la falsedad del documento, sino porque los mismos días de la diligencia fallida participó de un corso en Miraflores (antes se dijo pasacalle).

    • Los listados de llamadas no fueron facilitados por el entorno de Rosario, sino por las empresas de telefonía.

      Y tampoco las empresas de telefonía, pueden dar un listado diferente dependiendo del fiscal.

      Lo cierto es que la Dra. Lozada pidió un listado que incluía el año 2010, por eso la diferencia.

      Me inclino a creer que la Dra. Lozada no hizo una lectura correcta de ese listado, cosa que no desmerece en su función de fiscal.

      • Victorio: Cuando alguien vuelve a investigar algo, significa que no estuvo conforme con la informaciòn inicial.

  4. Sobre la famosa “risa” de Rosario, es cierto, no habia pensado en eso. Por què “justamente” se rie cuando dice que “Crio se cayò” y no en otro momento? Es màs, instantes previos ya habia hablado de que “Ciro se cayò” pero no se riò todavia. Hablò luego de otro tema brevemente y otra vez dijo que “Ciro se cayò, se cayò”. Y la traicionò su subconsciente y soltò la casi demoniaca risita. que dice mucho de lo que tal vez estaba pensando justo en ese momento.

  5. Victorio: A diferencia tuya (con respecto a lo que dice Rosario), yo no me guio necesariamente por lo que diga o deje de decir el Dr. Castillo. No estoy presto para aprobar o sostener sus declaraciones. Por tanto, si eso es cierto (que cuestionan la falsedad del documento debido a su “contenido”) seria ridiculo pensar que, porque la parte denunciante dice que “Rosario no estaba enferma porque estuvo en un pasacalle” entonces habria que creerle. Para mi està bien claro que si la PNP ha denunciado ese certificado como falso, tendrà sus argumentos. Eso de que “no sufria estress postraumàtico porque no estba postrada en cama” seria fàcilmente rebatible por un abogado con mediano nivel de mañoseria. La denuncia no tendria sustento y no seria admitida. si es que los denunciantes no prueban que el documento, efectivamente es falso. O la firma alli contenida. Como repito otra vez: NO NECESARIAMENTE SE ESTÀ HABLANDO DEL DOCUMENTO QUE PRESENTÒ ROSARIO EN SU LAPTOP.

  6. Me parece que Rosario continua muy medicada. En el último video publicado, no solamente las risitas, sino todo el discurso, con la boca muy seca, parece convivir con prozac

    • Es curioso que la risa se haya dado justo cuando hable de “la caída” de Ciro y no durante otras partes de la entrevista. Esto más refleja que miente al respecto, pero que a la vez en su interior el no decir la verdad le causa frustración, angustia, que la disimula riéndose.

      Para Rosario, no le es fácil ocultar la verdad de lo que ocurrió con Ciro, pero lo hace porque existen “razones de peso mayores”.

      Rosario, di la verdad, no hay nada mejor que tener la conciencia en paz con Dios y con los hombres.

Deje un comentario (no es obligatorio el email)

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s