La tentación del linchamiento

Por Humberto Abanto Verástegui – Publicado en el diario Del País el 8 de Mayo del 2012

Ignoro si Rosario Ponce es culpable o inocente de la muerte de Ciro Castillo. Lo ignoro al igual que todos los demás, excepto la fiscal, la investigada y su abogado defensor, y los padres del muchacho infaustamente muerto en el Colca. Ellos son los únicos que conocen a fondo lo que hay en la carpeta fiscal. Sin embargo y a juzgar por la lapidación de que casi fue víctima al salir de rendir su declaración ante el Ministerio Público, al menos cincuenta personas en Arequipa ya condenaron a Rosario Ponce por haber dado muerte a Ciro Castillo. Grave. Muy grave.

Si bien, conforme a las reglas de la investigación forense, no llama la atención que se la considere sospechosa, puesto que fue la última persona que vio con vida a la víctima, no es menos cierto que una cosa es ser sospechoso y otra muy distinta ser culpable. Para lo primero basta, para el común de las gentes, con una simple corazonada. Lo otro, en cambio, exige el convencimiento razonable de los jueces luego de asistir al debate abierto sobre los medios de prueba acopiados dentro de una investigación imparcial.

Eso no le importa en lo más mínimo, claro está, a un padre cegado por el rencor. Tampoco a la prensa ávida de escándalos que eleven el tiraje y la venta, a la par que reduzcan la devolución. Mucho menos a los lectores ignaros, a quienes se les revuelve cotidianamente bilis, tripas y vísceras, poniéndolos en contra de alguien a quien ni siquiera conocen e irresponsablemente se atreven a considerar autora de la muerte de otro ser humano.

Ya va siendo hora de que los periodistas, antes que los legisladores o los tribunales, piensen en la necesidad de detener estas monstruosidades con que azotan a las víctimas de sus furias interesadas. No puede ser posible que ignoren el tremendo poder de su maquinaria informativa, capaz de deformar los hechos hasta el extremo y de amplificar sus versiones por la vía de la repetición incesante. Al contrario, saben muy bien que lo hacen y no dudan en hacerlo para satisfacer la insaciable sed de sensacionalismo y sangre que padece su primitiva lectoría.

Rosario Ponce podría ser inocente o culpable. Ambas respuestas son igualmente posibles en este momento. Pero la Constitución Política obliga a pensar lo primero y a tratarla como si lo fuera. Un mandato que llega al extremo de poner sobre los hombros de sus acusadores la carga de probar su culpabilidad y la libera de acreditar su inocencia. Todo esto, por supuesto, no cuenta para nada. Lo importante es promover y lograr un precipitado juicio popular por medio de cegar de furia a la muchedumbre y lo están logrando. Aunque sería bueno recordar que fue una muchedumbre la que clamaba ante Pilatos por la crucifixión de Jesús y la liberación de Barrabás.

Resulta repugnante y reprobable que, en medio de un proceso, se cree un clima social que no admita más respuesta judicial que la condena del procesado. Eso está ocurriendo con Rosario Ponce, pero no sólo con Rosario Ponce. Vale protestar por ello. No por simpatía ni por adhesión a ella o a otros procesados, sino por amor al sistema de libertades que consagra nuestra Constitución. Si las personas habrán de ser procesadas en medio de la atmósfera carnavalesca que rodea la investigación a Rosario Ponce, se liquidará toda posibilidad de lograr juicios justos. Los bárbaros que la apedrearon en Arequipa no la apedrearon sólo a ella, también apedrearon a la civilización.

16 comentarios en “La tentación del linchamiento

  1. Ojalà tanto mequetrefe hubiera escrito articulos de esta calaña para defender al hoy difunto Dr. Max Alvarez, quien en vida no fue ningùn santo, pero fue el ùnico que por una muerte accidental u homicidio por negligencia tuvo que comerse su condena casi completa en Lurigancho todavia (8 años que se convirtieron en solo 7 por el reciente fallecimiento del “condenado”). El tema de la “violaciòn” del que tambièn fue acusado fue simplemente la payasada judicial de ese año. La gente queria verlo en cana y asi fue. Por muchisimo màs Giuliana Llamoja solo se comio 4 años en Chorrillos. Aqui lo unico que alguien necesita para entrar o salir de la càrcel es tener o no tener padrinos judiciales y/o mediàticos. Lo menciono porque viene al caso de Rosario Ponce. Ella no se puede quejar. Aqui aparentemente se està en una disputa entre “la ignorante masa popular consumidora de prensa basura” quienes “condenan de antemano a Rosario Ponce solo porque les cae mal y ademàs estàn àvidos de sangre y su acendrado machismo no perdona que una joven mujer, que vivia una vida libre y a su manera haya tenido la fortaleza para vencer a la montaña, lo contrario al despreocupado marihuanero al cual ella tenia como novio de turno y que fue tan dèbil e incapaz que no pudo aguantar las inclemencias del Colca”. Y por la otra parte la “intelectualidad” local, cuyo radio de prestigio y “fama” solo alcanza al Cercado de Lima y en pocos contados casos al Haiti de Miraflores, quienes no conciben còmo la desbordada plebe puede ser tan inconsciente y son la “voz de la conciencia” que nos dice que un inocente es inocente hasta que se pruebe lo contrario. Como dirian los argentinos, solo queda expresarles: “Andà a la p…..que te….”

  2. Algunas cosas puntuales:

    Aunque no estoy de acuerdo con la actitud agresiva que tuvieron hacia ella en Arequipa, tampoco es correcto decir que la apedrearon, le tiraron sí basura, huevos podridos (que no debió haber pasado).

    El padre de Ciro, como la mayoría de peruanos, lo que busca es que se esclarezca este caso y que se haga justicia de este muy probable crimen (esto es totalmente diferente decir que es un “padre cegado por el rencor” como dice el columnista).

    Rosario Ponce debería tener más cuidado a la hora de actuar y rendir sus manifestaciones, porque la antpatía que genera (por llamarlo de algún modo), no es culpa el peridismo, ni de la familia Castillo-Rojo, sino de sus propios actos y palabras.

    Es totalmente fuera de lugar comparar este caso con lo que ocurrió con nuestro Señor Jesucristo.

    Es también fuera de lugar que este columnista califique a los peruanos de “seres primitivos e ignorantes”. Por una parte dice que “protesta por amor al sistema de libertades que consagra nuestra Constitución”, pero insulta a los peruanos, o sea no es consecuente con lo que supuestamente piensa. En otras palabras, el propósito del columnista no ha sido motivado “por el amor…”, sino solapadamente ejercer una defensa de la imputada.

    • La seguidilla de columnas firmadas por dizque “intelectuales” o “periodistas prestigiosos” simplemente demuestra un triste complejo de superioridad de los que se dicen los hombres “pensantes” en nuestro paìs. Quieren “diferenciarse del vulgo que consume diarios de S/. 0.50” emitiendo antojadizas opiniones que, en cualquier caso, no importa si coinciden o no con la verdad, sino que pretenden ser “la voz pensante” o la “reserva moral” de este pais al que ellos, en un afàn casi insano por distinguirse entre la media mediocre de la “intelectualidad o el periodismo nacional” “ir contra la corriente y decir lo contrario de lo que piensa o cree la mayoria. Estoy completamente seguro de que si en la opiniòn pùblica la tendencia fuese la de exculpar a Rosario Ponce por cualquier responsabilidad que pudiera tener en este caso, ellos simplemente escribirian otros imbèciles y repetitivos articulos donde opinarian por la culpabilidad de Rosario.

      Estos sujetos son asi y estoy casi seguro que ni ellos mismos creen en todo lo que escriben. Dan un poco de còlera no tenerlos al frente y responderles como se les deberia responder a tanto ignoto cerebral, pero al final es preferible no tomarlos en serio y dejarlos que sigan escribiendo. De algo tienen que vivir cuando no estàn amarrados a la teta del poder. Muchos de ellos “alquilan” la pluma cuando entra un gobierno y cuando salen, tienen que dale paso a otros “intelectuales” para que aprovechen su turno y saquen su “alita” mientras puedan.

    • Cierto, se siente asco e indignación, cada vez que al magnífico del DR. CIro se le ocurre tirar barro con ventilador, como es de su costumbre y sin pruebas.

      Miguel Sartori, asumo que no eres abogado, porque si lo fueras deberías prestar tus servicios a cargo de esa familia. Que falta le hacen analistas” y defensores tan férreos, y admitamoslo con algo de actitud para refutar y dar asidero a cada una de los indicios del supuesto homicidio que habría ocurrido en el cuerpo del joven ciro.

      Aunque sin el sueldaso de gerente y sin el supuesto millon de soles guardados… Dificil seguir manteniendo la mentira por mas tiempo.

      O sera que los amigos militares del doctor ciro, los que se convirtieron luego de terminar el leoncio prado, andan ayudando…

      Se sienten pasos….

      • ¿Qién es el que tira barro? ¿No son acaso Rosario y entorno? Que siempre están manipulando la verdad y disfrazando la mentira para que parezca verdad. Como la fraudulenta cuenta millonaria; sal Ciro, no seas cobarde; Ciro fumón y padre de Ciro borrachín y pegalón, etc, etc, etc. Y todo para armar su “coartada”. Los peruanos no somos tontos ni manipulables, sabemos analizar las cosas. No menosprecien nuestra inteligencia.

        • Ni aal servicio de intelligencia.

          Menos palabras y mas pruebas….

          Se sienten pasos… jajaja

          Buenos aanaalistaas, toodos grandes mentes.

      • Anòn…imo: Creo que lo que “sientes” màs es fisico que espiritual. Alli donde el sol no te alcanza. Si lo del domingo pasado que hizo Rosario no fue “tirar barro con ventilador” la verdad todas las boludeces que escribes, el Dr. Castillo las debe tomar como un cumplido. Se sienten pasos, pero en la Fiscalia de Arequipa. Queda bien claro que la verdad està apareciendo. Y no precisamente por testimonio de los interrogados. Aguanta nomàs anòn…imo. Anda comprando bastante vaselina. O agua de valeriana.

  3. Pobrecito este anòn…imo. De niño (si es que tuvo niñez) fue victima de bullyng en su colegio (si es que fue al colegio). O quizà se topò con un cura pedòfilo.

    • Falto una i, Este tal Miguel Sartori, debe ser del grupo que son mas pero pagan menos. No hay nada malo de serlo ( o haber tenido en el muro del facebook me gustan los hombres y las mujeres) y ahora solo poner mujeres, quizás cambio los gustos muy rápido. Pero bueno siempre metiéndose con la religión, que se una al club del padre arana, u otro partido o “intento” de ser partido.

      Sartori sabes entender, si es que eres realmente cercano a los millonetas!

      • Anòn.,..imo: La verdad haces un sancochado tremendo. No entiendo nada de lo que quieres expresar. En los foros donde he leido temas de dicusiòn sobre el Cuentazo del Colca, eres el sujeto màs ininteligible. En fin, no se puede razonar contigo, por eso simplemente te digo: Andà a la p.q.t.p. Lo que sì confirmo, de acuerdo a tu respuesta es que de niño te chocaste con un cura malogrete.

        • Quizas fuiste tu :-P. y al saber de tus respuestas lamento confirmar que si haz tenido algún problema. Ojala te ayude.

Deje un comentario (no es obligatorio el email)

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s